Redes Sociales
Visit Us On FacebookVisit Us On Youtube

Crónica de un viaje

Crónica de un viaje

Crónica de un viaje

Todo empezó repasando una revista de viajes con mi hija, si Estambul, Roma, La Toscana mejor! Al final decidimos decantarnos por un clásico, París. Está decidido. Ahora planeamos cuando podemos pedir un par de días al jefe, no conviene enfadarlo en estos tiempos. y así comienza la crónica de un viaje.  Ahora buscamos el hotel, visitando las webs de viajes y hoteles que se dedican a esto. Es cansino porque nunca se sabe cómo acertar, precio, ubicación, calidad, qué orden ha de ser el correcto… Después vienen los preparativos, la maleta que llevamos, los cambios de ropa, las zapatillas del caminante han de ser cómodas, estirar las horas del día, catedrales, museos, jardines, paseos, compras, recuerdos, sitios donde cenar. Todo esto te anima, te ilusiona y se disfruta. Todos los amigos que han estado recientemente, recomiendan una foto, una comida, un sitio… Se toma nota de todo para no perder detalle. Hasta que llega el día esperado, después de un madrugón, embarcas repasando los compañeros de viaje: jóvenes amigos, parejas, matrimonios, y alguna pareja como nosotras, madre e hija.  Después de aterrizar, y sentir esa inevitable sensación de tranquilidad que da el aterrizar… Tienes ganas de correr, llegar el primero al autobús, para cambiarte en el hotel y empezar a aprovechar las horas al máximo. Es todo tan emocionante, al final creías que tenías tiempo de ver lo previsto, y al final no ha sido así. Pero te queda esa sensación de juventud que da el viajar!

crónica de un viaje

Concha Coronel

No Comments

Escriba un comentario